From: Abigail Starks
Published May 26, 2016 08:34 AM

Una mirada diferente a la recolección de energía en carreteras

Más del cincuenta por ciento de la energía de Estados Unidos proviene de los combustibles derivados del carbón y del petróleo. Energizar a un país en el que la persona promedio utiliza la cantidad de energía equivalente a 15,370 libras de carbón o 165,033 cartuchos de dinamita en un año, no es sostenible. Al pensar en una solución, la fuente de energía renovable que muy probablemente venga a la mente es la energía solar.

Los paneles solares son una superficie impermeable. Las superficies impermeables ya ocupan 32,868.61 millas cuadradas de carreteras, aparcamientos, calzadas, y mucho más. Estas superficies desplazan el agua de lluvia a las áreas circundantes y tienen un gran impacto en el nivel freático y la calidad del suelo. Utilizar las áreas ya desmontadas en vez de despejar más sería beneficioso para el medio ambiente, ya que los campos solares requieren grandes cantidades de tierra despejada.

En 2009 se presentó al mundo la idea de carreteras solares y rápidamente se volvió viral con una exitosa campaña IndieGoGo y una subvención de $ 10,000 del Departamento de Transporte de EE.UU.. Mucha gente ha oído hablar de las carreteras solares, pero ¿que si también es posible recoger la energía de su coche en circulación?

Las tecnologías piezoeléctricas tienen la capacidad de recoger la energía de los movimientos mecánicos tales como la vibración de máquinas que funcionan o la presión de un coche que pasa a través de una carretera. La sombra en las carreteras solares, el alto tráfico y la noche previenen la captación de energía. Con la incorporación de carreteras con tecnología piezoeléctrica puede ser recogida la energía con mayor eficiencia.

El efecto piezo-fototrónico, hace que la adición de la tecnología piezoeléctrica sea aún más deseable. Cuando la tecnología de nanocables piezoeléctricos de película delgada se utiliza en combinación con células solares fotovoltaicas, el efecto piezo-fototrónico aumenta la eficiencia de las células solares, mediante la creación de una célula solar más excitable, permitiendo al mismo tiempo el recoger la energía mecánica cuando la luz solar no está disponible.

Si bien la captación de energía en carreteras parece todavía desalentadora, hay que verla desde una perspectiva de pequeña escala. La aplicación pequeña escala se refiere a caminos de entrada, barrios, senderos y estacionamientos. Todas estas áreas son de baja velocidad, por lo que el dilema de la seguridad a altas velocidades, es menos desalentador.

La adición de la tecnología piezoeléctrica de barrios permitiría la detección de presión y carreteras inteligentes, haciendo más fácil el que la gente vea niños pequeños que juegan en la carretera. Con cada vez menos consumo de energía, la combinación de tecnologías con el fin de recoger más eficientemente la energía de fuentes renovables con la mejora de nuestro entorno, será muy necesaria.

Imagen cortesía de  The Center for Land Use Interpretation

Terms of Use | Privacy Policy

2017©. Copyright Environmental News Network