From: Nicola Jones via Yale Environment360
Published July 14, 2016 06:37 AM

Cómo las plantas marinas pueden ayudar a ralentizar la acidificación del océano

Los investigadores están descubriendo que algas, pastos marinos y otro tipo de vegetación puede absorber con eficacia el CO2 y reducir la acidez en el océano. Cultivar estas plantas en aguas locales, dicen los científicos, podría ayudar a mitigar los efectos perjudiciales de la acidificación sobre la vida marina.

La pintoresca Bahía de Netarts de Oregon, durante mucho tiempo ha sido conocida por sus ostras. Pero Netarts, al igual que toda la costa oeste de América del Norte, es cada vez más ácida. Y a las ostras no les gusta.

Desde la revolución industrial, el dióxido de carbono en el aire se ha filtrado en las aguas oceánicas aumentando la acidez en un 30 por ciento. A nivel mundial, el pH de los océanos se ha reducido de 8.2 a la 8.1 y podría caer otras 0,4 unidades a finales de siglo. El problema es peor en la costa oeste de América del Norte, donde las aguas ácidas del fondo del mar son llevadas a la superficie por los vientos en tierra. Aguas corrosivas como las que absorben los bloques de construcción de las conchas y literalmente corroen los esqueletos de los corales.

El verano pasado, George Waldbusser, ecologista marino de Oregon State University y su equipo, navegaron alrededor Netarts Bay sembrando ostras bebé para ver cómo les iría. Las únicas que prosperaron fueron las protegidas por lechos de pastos marinos, que parecían tragar suficiente dióxido de carbono durante las horas pico de cada día para dar a las ostras un descanso de ácido y una ventana de oportunidad para el crecimiento.

Continúe leyendo en 

Terms of Use | Privacy Policy

2018©. Copyright Environmental News Network